Adalberto Loaiza, rector del Colegio Bilingüe Richmond de Bogotá: ¡Si se pueden alcanzar los sueños!

Adalberto Loaiza, rector del Colegio Bilingüe Richmond de Bogotá: ¡Si se pueden alcanzar los sueños! Estuvimos en el Colegio Bilingüe Richmond de Bogotá y conocimos a su rector Adalberto Loaiza, quien nació en Chinchiná - Caldas, de donde conserva un acento tenue que da calidez a la conversación, hablar con él se convirtió en una increíble experiencia que compartimos a continuación.

Comparte este artículo

Nos contó que su primera opción, cuando tomaba la decisión acerca de la carrera que estudiaría, era la ingeniería electrónica pero por una sincronía del destino, ya habían pasado las fechas de inscripción y tuvo tiempo y oportunidad de compartir conocimientos con un amigo extranjero, a partir de esto se dio cuenta de que tenía talento para aprender y enseñar idiomas. Decidió cambiar la elección y estudiar Lenguas Modernas.

Un primer trabajo puede marcar la dirección de la carrera profesional y así le sucedió, comenzó en el Colegio Granadino de Manizales donde estuvo 13 años y tuvo la oportunidad de ir a completar su formación a la Universidad de Minnesota y realizar una Maestría en Educación como becado del programa Fullbright. De ahí en adelante vendría una carrera promisoria y el paso por diferentes instituciones como el Colegio Internacional de Bogotá, el Colegio Neil Armstrong de Villavicencio, de nuevo en el Colegio Granadino y, antes de llegar al Colegio Richmond, estuvo en el Gimnasio Ingles de Armenia de donde se graduaron sus hijos.

Adalberto Loaiza, rector del Colegio Bilingüe Richmond de Bogotá: ¡Si se pueden alcanzar los sueños!
Adalberto Loaiza, rector del Colegio Bilingüe Richmond de Bogotá: ¡Si se pueden alcanzar los sueños!

¿Qué cree que lo llevó a la docencia?
Creo que lo que me atrajo a la docencia fue mi interés por las personas, el interés por el otro, yo disfruto mucho los grupos de trabajo.

¿Qué hace Adalberto Loaiza cuando no ejerce su rol de rector?
Me gusta la literatura, leer, la música, el cine…todo tipo de Cine. Yo siempre les digo a mis estudiantes que “abran la mente, que exploren otras ideas con mente abierta”.

¿Que ha sido lo más difícil de ejercer la docencia?
Creo que lo más duro es cuando los educadores no podemos contar con los padres de familia que son los coequiperos de la educación. A veces vemos niños con “falta de hogar”, con ausencia de lo afectivo, uno quisiera recordarles a los papás esa responsabilidad desde lo afectivo. Eso es duro.

¿Cuál ha sido la satisfacción más grande de ser educador?
Conocer tantos estudiantes que sacan adelante su proyecto de vida. Cada año les veo volar con alas propias. Los sigo en redes y veo sus logros profesionales y familiares. Ya son 31 años de experiencia y por eso tengo anécdotas de encontrarme con estudiantes que traen sus hijos al colegio donde estoy y se emocionan mucho, esa es una satisfacción que me impulsa a seguir adelante.

¿Cuál es su opinión personal acerca de cómo debería ser la educación de nuestro niños?
Hay que darle importancia a la educación socio emocional de los niños. Vivimos en un mundo que privilegia la tecnología y admira la genialidad de la técnica, las matemáticas, el construir, pero lo que es fundamental es el Ser del estudiante, ¿qué tanto puede manejar una crisis?, ¿qué tanto se conoce a sí mismo?, ¿cómo maneja su parte emocional?, ¿cómo se relaciona con otros?, ¿cómo trabaja en grupo?, ¿aprendió a ser un persona resiliente? Yo le digo a mis maestros: Llenar un cerebro con conocimientos le permitirá al estudiante abrir las puertas a una carrera pero lo que hace que pueda enfrentar la vida, es que reciba una adecuada educación emocional. Así, cuando se presente una crisis en su vida, no se desmoronará y eso será resultado de haber nutrido su “ser” y no solamente su “saber”.

Creo que el futuro de la educación tiene que abordar de una manera más intencional la educación socio-emocional de los estudiantes. La información (bases de datos, internet, etc.) está disponible, pero el relacionarse con la vida y con los demás, eso se debe aprender.

¿Cómo padre de familia, cuál es la enseñanza más importante que le ha dado a sus hijos?
Creer en si mismos y en luchar por alcanzar sus sueños, se queda pensativo y agrega: Que se convenzan de que SI se pueden alcanzar los sueños.

¿Cuál es el plus o ingrediente mágico que añade Adalberto Loaiza a la relación con los estudiantes?
Respeto por el otro, darle al otro su importancia. Yo recuerdo en la película AVATAR ese saludo tan importante de la tribu: TE VEO y ese te veo implica mirar a los ojos, apreciarlo, valorarlo, darle toda tu atención, que cuando entre un estudiante reciba toda la presencia y no que me encuentre al celular, en el computador, no. Hay que saludarlos por su nombre, conocer sus sueños, verlos. Eso es algo que todos aprecian.

¿Qué mensaje les daría a sus colegas docentes?
Que para mantenerse en esta profesión deben amar lo que hacen, yo sé que hay días difíciles pero cuando uno ve a los niños y piensa en su futuro, se da cuenta de que ellos son los que nos dan la energía para levantarnos todos los días. Entonces, si aman la profesión y piensan en sus estudiantes, van a encontrar todos los días una motivación para trabajar.

¿Cuál es la lección que no hay que perder del colegio?
Yo creo que el afecto, como lo dije anteriormente la educación debe ser socio emocional.

¿Qué frase ha marcado su visión de la educación?
Hay una frase de Helen Keller que me gusta mucho, traduciéndola diría: “Maestra, eso fue todo, esa sería mi respuesta en la oscuridad cuando me llame la muerte”. Para mi esa frase significa que, si al final de la vida, puedo decir que fui un maestro… seré pleno!

Adalberto Loaiza, rector del Colegio Bilingüe Richmond de Bogotá: ¡Si se pueden alcanzar los sueños!
Adalberto Loaiza, rector del Colegio Bilingüe Richmond de Bogotá: ¡Si se pueden alcanzar los sueños!

Esta fue una entrevista en la que no solo hablamos de educación… sino de la familia como proyecto de vida, de tener determinación, de trabajar para cumplir los sueños, porque este educador caldense siempre ha tenido claras sus prioridades y educar es definitivamente su misión de vida.

“Creo que el futuro de la educación tiene que abordar de una manera más intencional la educación socio-emocional de los estudiantes”. Adalberto Loaiza

Entrevista

Rector Adalberto Loaiza

Colegio Richmond – Bogotá

Por: Bonnie Medina

Columnista Revista Edu.co

Fotos cortesía: Colegio Bilingüe Richmond de Bogotá

Descargar artículo